top of page
  • Writer's pictureProgresa

Deducción de gastos de educador ayuda a maestros a reducir costos de salón de clases


Los maestros suelen comprar materiales escolares con su propio dinero. La deducción de gastos de educador les ayuda a recuperar parte de ese dinero. Los maestros y administradores elegibles pueden deducir de sus impuestos parte del costo de la tecnología, los materiales y la capacitación. Pueden reclamar esta deducción sólo por gastos que no fueron reembolsados ​​por su empleador, una subvención u otras fuentes.


¿Quién es un educador elegible?

El contribuyente debe ser un maestro, instructor, consejero, director o asistente desde jardín de infantes hasta el grado 12. También deben trabajar al menos 900 horas por año escolar en una escuela que brinde educación primaria o secundaria según lo determina la ley estatal.


Qué debe saber acerca de esta deducción

Los educadores pueden deducir hasta $300 de gastos comerciales que no fueron reembolsados. Si dos educadores casados ​​presentan una declaración conjunta, el límite aumenta a $600. Estos contribuyentes no pueden deducir más de $300 cada uno.

Los gastos calificados son montos que el contribuyente pagó él mismo durante el año tributario.


Estos son algunos de los gastos que un educador puede deducir

  • Tarifas de cursos de desarrollo profesional

  • Libros y materiales

  • Artículos de protección para COVID-19 para detener la propagación de la enfermedad en el salón de clases

  • Equipos informáticos, incluidos software y servicios relacionados

  • Otros equipos y materiales usados en el salón de clases

Fuente IRS.

20 views0 comments

Comments


bottom of page